Go Back

El Acantilado de Kuiper

Planeta-tierra-espacio

Hola a todos, soy Dann. Como aún no he sido asesinado por alguna especie altamente venenosa, sigo escribiendo. El tema de hoy: La ciencia, ¡la hermosa ciencia! Los que somos científicos (o estamos en proceso de), estamos en constante movimiento y crecimiento, en busca de esas respuestas que nos interesan o que son de interés por parte de instituciones que subsidian las investigaciones. Ahora bien, a pesar de que la ciencia avanza de manera monstruosa a diario, existen eventos que todavía siguen sin tener una explicación; por eso hoy te explicaré uno de ellos. Acompáñame.

El Acantilado de Kuiper

Más allá de Neptuno, se encuentran un cúmulo de cuerpos en el cinturón de Kuiper, acuñado en la década de 1960 por Gerard Kuiper, quien afirmaba que después de Neptuno se encontraban estos cuerpos celestes. Plutón fue el primero en observarse (aunque fue catalogado como planeta), pero fue hasta 1992, cuando el primer objeto del Cinturón de Kuiper fue descubierto por la Universidad de Hawai.

El Cinturón de Kuiper consiste principalmente en una nube de cuerpos celestes que están hechos de hielo. Más allá del Cinturón de Kuiper existe una zona denominada Acantilado de Kuiper, ya que la abundancia de objetos estelares decrece drásticamente a tal grado que es prácticamente nula. Ahí abunda la nada. Es a partir de aquí, que una de las hipótesis más aceptadas es que existe un planeta, el planeta X, el cual debido a su gravedad limpia todos los escombros que se encuentran más allá del Cinturón de Kuiper. Durante el 2015, la sonda espacial New Horizons llegó a Plutón y actualmente se encuentra a medio de camino de su nuevo objetivo: 2014 MU69. Este cuerpo celeste se encuentra a mil 600 millones de kilómetros más allá de Plutón; se prevé que llegue a su destino el 1 de enero del 2019. Además, la sonda investigará alrededor de 30 objetos del Cinturón de Kuiper.

Fue también en 2015 cuando Michael Brown y Konstantin Batygin llegaron a la conclusión de que el planeta X existe, y que es de un tamaño de entre 5 a 10 veces más que el de a Tierra, y dicen que la razón por la cual éste no ha llegado a ser observado, es porque gira alrededor del Sol una vez cada 15,000 años. Los autores dedujeron la existencia de este planeta a partir de las órbitas de una agrupación de seis objetos que se encuentran fuera del Sistema Solar. Según Brown y Batygin, las probabilidades de que la agrupación se haya dado por mero azar es de 0.007%, mientras que es mucho más probable que un planeta no conocido, se encuentre guiando las órbitas elípticas y muy inclinadas con respecto al plano del Sistema Solar.

Algunas otras personas atribuyen que las grandes extinciones, como la de los dinosaurios, fueron causadas por la presencia de este planeta colosal cerca de la tierra. Esto último es una afirmación muy arriesgada y sin fundamentos, debido a que, ni siquiera se ha corroborado la existencia del noveno planeta.

Sin duda, un tema fascinante. ¿De verdad podrá existir un noveno planeta que venga cada cierto tiempo a nuestro Sistema Solar? ¿Qué repercusiones tendría sobre éste, si es de un tamaño 10 veces más grande que el de la Tierra?

Esto ha sido todo por hoy, espero hayas disfrutado el artículo. Si te gustó, dale like y compártelo. Yo soy Dann y espero que me leas una próxima vez… si es que no somos víctimas de un planeta exterminador de los rincones más recónditos del Sistema Solar.


Daniel Díaz Hernández

Create your own

Comments

Nadyeli     29 June 2017

Todavía no supero que hayan degradado a Pluto, pero se los perdono si descubren otro planeta escondido, sería genial poder verlo, lástima que hay que esperar hasta 2019 para saber más del "2014 MU69". Esperaré impaciente