Go Back

Para las mamás nutrias, tener crías puede ser mortal

Nutrias-Crías-Peligro

¿Qué escena puede ser más tranquila que la de una nutria marina meciendo a su pequeña cría? Pero existe un lado oscuro de está tierna escena. Darle pecho a un bebé conlleva un alto costo metabólico, uno que el cuerpo de algunas madres nutrias no pueden aguantar y la experiencia puede ser fatal.

Los científicos sabían que las tasas de mortalidad son inusualmente altas en las nutrias marinas sureñas que acaban de terminar de lactar, pero los investigadores debían aún de descubrir la causa.

Sin embargo, un nuevo estudio ofrece la primera evidencia de lo que está sucediendo en los cuerpos de las nutrias madre mientras alimentan a su hijos, lo que ayuda a los científicos a entender cómo es que los metabolismos de los animales dan su máximo para manejar las demandas de lactancia y porque a veces colapsan.

Está ha sido una gran pregunta dentro de la comunidad científica de mamíferos marinos por muchos años, mencionó la coautora del estudio, Nicole Thometz, investigadora postdoctoral del departamento de Ecologia y Biologia Evolutiva de la Universidad de California, en Santa Cruz.

Ella mencionó que en un estudio anterior, ella y sus colegas evaluaron las demandas de energía de las crías de nutria marina en el programa de Investigación y Conservación de las Nutrias Marinas en el Acuario de la Bahía de Monterey en California. Mientras que las nutrias pasan de ser crías a juveniles, los científicos calcularon cuántas calorías necesita una nutria hembra para mantener las necesidades de los juveniles, estimando que necesitaría cerca del doble de lo que necesitaría una hembra no lactante.

Pero Thometz dijo que hacía falta una parte crucial del rompecabezas: el análisis metabólico de una hembra lactante. Sin esa información crítica, los científicos no tenían forma de saber cómo reacciona el cuerpo de una nutria hembra frente a la lactación y si quizás ese reto era mayor del que habían sospechado.

Mientras tanto, los científicos se encuentran con un reto propio: criar nutrias en cautividad es ilegal, así que los investigadores no tenían forma de recolectar la información faltante. La inesperada llegada de un par de nutrias marinas jóvenes, una de las cuales estaba preñada al Acuario de la Bahía de Monterey, le dió a los investigadores exactamente la oportunidad que necesitaban.

Dos de las nutrias fueron movidas a un laboratorio en Santa Cruz, donde los investigadores usaron una cámara especial para medir el consumo de oxígeno del animal.

Los investigadores monitorizaron a la nutria preñada, llamada Clara, antes del nacimiento de la cría mientras que ella lo criaba y después de que la cría fuera destetada. Encontraron que después de cuatro meses de producir leche para la cría, los requerimientos de energía de Clara se duplicaron, su tasa metabólica en reposo incrementó un 51 por ciento.

“Debido a los altos costos de lactancia, encontramos que el costo la crianza es significativamente más alto de lo que se había estimado previamente, aproximadamente el doble de los niveles no reproductivos de los últimos tres meses de lactación”.

Para una especie cuyas demandas de energía normal son ya altas y cuyas reservas de energía son típicamente bajas, esto representa una carga de energía significativa, explicó.

“Es bastante probable que sea una de las razones de fondo de porque vemos altas tasas de mortalidad para las hembras maduras al final de la lactación”, dijo Thometz, particularmente en áreas donde las poblaciones de nutrias son numerosas y existe un acceso limitado a las presas”.


Eira Regalado Cavazos

Create your own

Comments

Jacinta Chalco Oliveri     27 October 2017

Escuche una noticia similar con los pinguinos, murieron 30 mil pinguinos bebes por hambre porque los padres cada año tenían que nadar mas lejos para encontrar comida debido al derretimiento de los glaciares de Antártida. Y no puedo creer que siguen habiendo personas que no creen en el calentamiento global.

Alicia Carolina Zazueta Lucio     25 October 2017

Que ternurita de animalitos y que triste que las mamas tengan que morir.

Sierra Lojan Donaldson     23 October 2017

Que triste que estos animalitos tengan que pasar por algo así, pero la naturaleza es muy sabia, tal vez si no sucediera esto habría una sobre población.

Marta Eugenia Baldero Enjuanes     20 October 2017

Hay que tomar en cuenta a los depredadores naturales y la búsqueda de comida no lo hacen nada fácil para las nutrias.

Jacinta Chalco Oliveri     19 October 2017

Siento empatía con la mama nutria, ser una mamá es una tarea muy difícil.