Return to start

Cómo relajarte y ayudarte a conciliar el sueño

Dormir es indispensable para el ser humano y uno de los más grandes placeres de la vida. Después de una larga jornada de trabajo no hay nada mejor que sumergirse en el mundo de los sueños. Algunos de nosotros somos afortunados y dormimos como tronco en cuanto tocamos la almohada pero hay otros que pueden escribir una novela antes de quedarse dormidos.

Para cualquiera de ambas situaciones convertir la hora de dormir en un ritual puede ayudar a dormir mejor. Existen mil maneras de relajarse y todo depende de la personas pero aquí hay unas maneras sencillas de prepararse para descansar.

Tomar un baño

En especial con agua un poco caliente, ayuda a relajar los músculos y evitar sentir tensión al recostarse. Nos ayuda a despejar un poco la mente y a limpiar todo el sudor y suciedad del día y así dormir cómodamente.

Aromaterapia

Si hay algo que me gusta incorporar a mi hora del baño es la aromaterapia. Puedes colocar algunas velas, incienso o agregar aceites esenciales al agua de tu bañera. Existen aromas que son relajantes naturales como lavanda, bergamota, eucalipto, rosas, jazmín, entre otros. Agrega unas gotas a tu bañera, coloca un poco en tus puntos de presión o incluso puedes hacer tus propias velas aromáticas. Seguramente te relajarás como nunca.

Música

La música es otro estímulo que puede ayudar a relajarnos. Un poco de instrumentos de viento o sonidos de naturaleza nos pueden transportar a un ambiente de serenidad, paz y tranquilidad. Puedes elegir música que te alegre o que te gusta pero la que ayudará más con el sueño es la música lenta y usualmente instrumental. Incluso existe algo llamado Binaural beats (pulsos binaurales) son resonancias cerebrales que ayudan al cerebro a entrar en estado de relajación y en algunos casos provoca sueños vívidos.

Estiramientos

Algo que me gusta hacer antes de dormir cuando estoy recostada en cama es estirarme. Mover el cuello, los brazos y piernas para mejorar la circulación, nivelar la respiración y enfocarme en lo bien que se siente mi cuerpo después del baño. De vez en cuando, es bueno incorporar unos minutos de yoga ligero para que la mente se prepare para dormir. Evita los ejercicios cansados y el cardio. Enfócate en estiramientos y tu respiración.

Di NO a la tecnología

Finalmente, una de las cosas que más nos mantiene despiertos son los pendientes y el estrés y una de las causas es el Smartphone. Cada que escuchamos una notificación no podemos evitar echar un vistazo para saber que sucede allá afuera. Es algo difícil, pero apagar las notificaciones de las redes sociales y correos es una manera de desconectarse de todo lo que nos arrastra el mundo. Ahora no tendremos pretexto para abrir los ojos.

Cumplir con el sueño necesario para tu cuerpo ayudará a que funcione de manera adecuada, evitará la fatiga, migrañas o dolores de cabeza y mantendrá tu mente en forma. Es algo a lo que muchas veces no se le da la importancia debida pero es también parte de nuestra salud. Hay que querer nuestro cuerpo y brindarle lo que necesita. Con estos métodos de relajación no tendrás problemas para dormir ni un día más. 

Qué Busca