Return to start

¿En verdad eres tú a quien ves en el espejo?

Esta es la historia de John. Un joven que desde niño fue maltratado y despreciado por los demás. Era esa persona que si entraba en una habitación, todos decían: “Ew, ¿qué hace este aquí?…”. Lo golpeaban en la escuela. Sus compañeros le hacían bromas. John vivía sin saber por qué había sido destinado a ser alguien tan desagradable para otros. Así vivió hasta que cumplió diecinueve años, consiguió un trabajo de verano y debía tomarse unas fotografías para su identificación. La cámara tenía cuatro lentes, cuando vio los negativos de sus fotografías se preguntó, “¿Por qué me veo tan extraño?

La persona que vio en esas imágenes no era el John que él pensaba que era. Lo que vio fue una persona tímida, un poco nerd. Es cuando se cuestionó sobre su aspecto y se dio cuenta que el mundo no lo veía como él se veía en el espejo.

Te ves en el espejo y te ves bien. Sientes que te ves bien y que el mundo te ve de esa manera pero no es así. Tu imagen de espejo voltea todo hacia el otro lado. En ese momento John se dio cuenta de lo que sucedía. Era la partidura del cabello.

En la fotografía, John se vio con la línea del cabello en la derecha, y en el espejo, él la tenía en el lado izquierdo. Al verse en el espejo John creía que se partía el cabello del lado izquierdo pero en verdad lo hacía del lado derecho. La persona que él veía en el reflejo le caía bien. Genuinamente pensaba que se veía bien así que nunca entendía porque su vida había sido de esa manera.

Con este nuevo descubrimiento, John decidió hacerse la partidura del otro lado para verse como creía que se veía todo este tiempo. También pensó, “Se ve un poco raro en el espejo pero seguramente se verá genial en la vida real”.

-Todo esto puede parecer loco o extraño pero lo que sucede después es inexplicable-

Volvió a reunirse con unos de los que lo habían golpeado hace unos años. Confiado claro pues ahora tenía la línea del cabello hacia el otro lado. Resultó que alguien le ofreció una cerveza. La mejor parte fue su despedida. Al irse, los demás se despidieron de él.

Parece un cuento, algo inventado o raro. Pero si tomas una fotografía de otra persona o tuya y muestras la imagen espejo, te darás cuenta que se ven distintos. Parecen dos personas diferentes. Algo no es normal.

No solo le sucede a John. Superman usa su partidura de cabello del lado contrario que Clark Kent. Lo que tenemos aquí puede darnos una pista sobre como reconocemos y tomamos en cuenta los rostros humanos.

Esta historia fue tomada de Radiolab, un sitio en internet que presenta historias científicas. Uno de los comentaristas de este podcast, ante un dilema de creer o no creer, llevó esta historia y la de Superman a un psicólogo de Australia. No pudo explicarle si había una relación per se. Sin embargo, le explicó de un experimento que indicó que podríamos tener una ligera preferencia por el lado izquierdo.

¿Será esto verdad? Lo cierto es que no eres la persona que ves en el espejo. Tal vez quieras intentar hacer tu partidura del lado izquierdo y probar tu suerte. 

Qué Busca

Comments

aileen     10 February 2017

Ciertamente suena un poco ridículo pero al mismo tiempo recuerdo que muchos dicen eso de "su mejor perfil", y es cierto que nuestra percepción de nuestro rostro puede no ser 100% correcta.

Comments have been closed for this article.