Return to start

Una nueva forma de aprender

Estamos en pleno siglo XXI, hay una revolución educativa y nuestros alumnos lo saben. Hoy en día, el uso de la tecnología en la educación no es pregunta. La tecnología se ha transformado en una herramienta que debe ser utilizada por el docente para poder llevar una interacción más viva con los alumnos. Nuestros alumnos están en una situación en la que los medios digitales se han transformado y son parte esencial de su desarrollo. Existe una enorme cantidad de recursos tecnológicos que el educador puede utilizar para poder asegurarse que el alumno tendrá un aprendizaje significativo. Despertar el interés y motivarlos es el reto más grande.

Entre algunos de los recursos tecnológicos que el docente tiene para poder compartirles esta experiencia tenemos los sitios como Youtube, Facebook, Coursera, Ted, Twitter y Pinterest. Todas estas aplicaciones pueden funcionar de manera didáctica, sólo es cuestión de encontrar la forma de integrarlas dentro de las planeaciones.

La tecnología ha favorecido bastante a los estudiantes de estos tiempos porque ahora ellos pueden ser más responsables de su propio aprendizaje, donde el constructivismo desempeña un rol muy esencial. Los alumnos sabrán cómo, dónde, cuándo, y qué es lo que van a aprender. Ellos pueden participar en una sociedad de la información donde miles de usuarios todos los días están compartiendo su conocimiento. Aquí el alumno podrá identificar su estilo de aprendizaje y apegarse a él para lograr un aprendizaje mayor. De igual forma, el uso de la tecnología permite que el alumno pueda participar en un aprendizaje colaborativo en el que no sólo aprenderá sino también enseñará a su vez.

Ahora, el alumno y el docente mantienen una relación en donde el educador es un guiador, alguien que conduce al aprendizaje, y qué mejor que a través de la tecnología, mientras que el educando es un alumno activo que está construyendo su aprendizaje en base a los conocimientos previos que ya posee. Aquí en el aprendizaje cuyas bases son la tecnología, el alumno tiene un ciclo de aprendizaje distinto al tradicional. El ciclo de aprendizaje está basado en una forma de innovación del conocimiento, en el que el alumno va construyendo nuevo conocimiento, hay una retención del mismo, y después existe una transferencia del conocimiento. Y éste ciclo se repite conforme va avanzando el alumno en su aprendizaje-enseñanza en los medios digitales. 

La forma en la que los alumnos esperan aprender en las escuelas involucra el uso de las TIC. Están viviendo en un mundo globalizado y es por ello que esperan que su educación también lo sea. Ahora bien, con el uso de tantos recursos como la realidad virtual, es posible sacar a nuestros alumnos del aula y mostrarles un museo que está en el otro lado del globo terrestre. Es fundamental que todos los docentes hoy en día sean innovadores. La capacitación de los maestros para poder utilizar la tecnología es esencial para brindarle una experiencia completamente enriquecedora a nuestros alumnos.   

Abraham Aragón

Comments have been closed for this article.