Return to start

Tentación

Dicen que el hombre  es fuego y la mujer  estopa. Si es así, entonces te toca convencer al diablo para que sople en la dirección correcta y encienda en ella la llama de la pasión.

Pero recuerda, la naturaleza de hombres y mujeres es distinta. No todas las cosas que a ti te parecen eróticas pueden hacer que ella se prenda.

Así que te recomendamos seguir estos sencillos pasos para atraer su atención.

1. Siempre mírala a los ojos

A las mujeres les gusta saberse deseadas y nada se los dice mejor que una mirada . Al parecer no hay una explicación científica o racional para esto, pero te podemos asegurar que es realidad.

El antropólogo Tiago Vollmer dice que la expresión adecuada al mirarlas debe ser la misma que hacemos cuando aspiramos los aromas de un suculento platillo.

Sí, dile “estás deliciosa”, pero con un gesto, porque si lo haces con palabras seguro la respuesta será una cachetada.

2. Haz que ella sienta que te quiere atrapar

Nada emociona más a una mujer que sentir que ella es la que marca el paso. Si responde a tu mirada con un gesto de invitación, ruborízate sin pena; pero acércate y muéstrate dispuesto a ser seducido.

3. Sé sutil pero acertivo

A las mujeres les gusta que el hombre tome algunas iniciativas, pero si vas directo a sus pechos seguro fracasarás.

Acércate a ella sutilmente, rozando primero su mano o su brazo, tomándola gentilmente de la cintura para dirigirla hacia donde tú quieres y finalmente sosteniendo su muslo con delicadeza mientras charlan.

El siguiente paso lo dará ella.

Lo más importante: cada mujer es distinta y reacciona diferente a nuestras acciones. Ve preparado para fracasar un par de veces antes de que ella caiga en tus redes.

Y lo que jamás debes olvidar es que para ellas lo auténtico es mucho mejor. 

Roedor de Lencería