Return to start

La vida no acepta excusas

Cuando estamos a punto de realizar cualquier actividad que requiera creatividad, es fácil bloquearnos y poner miles de excusas para poder dar el mejor desempeño de nosotros. Incluso, estas excusas ni son meramente nuestras, sino de una parte de nuestra psique que está traicionándonos. Pero si queremos hacer brillar nuestra creatividad y productividad, a continuación te presento algunas cosas que podríamos hacer para lograrlo:

Si es importante harás tiempo para ello

Miles de veces estamos con la idea de no tener tiempo, pero tiempo tenemos sólo que en la mayoría de las ocasiones nuestras prioridades están muy marcadas. Por ejemplo, digamos que quieres ir a pasear con tus amigos, pero la escuela o el trabajo te tiene muy ocupado. Realmente es porque le estoy dando más tiempo al trabajo o a la escuela y lo social no tiene tanta prioridad. Sin embargo, debemos procurar hacer tiempo para poder hacer crecer nuestras relaciones, algo que es bastante importante. La próxima vez que digas "no tengo tiempo", siéntate y reorganiza tus prioridades.

Si no sabes dónde empezar, comienza por donde sea

Iniciar con nuestras actividades es lo más difícil porque a vece no tenemos la menor idea de por dónde empezar. Algo que me encanta hacer es crear una lista de los pendientes, y organizarlos por mayor a menor importancia, o también se pueden organizar por cuánto tiempo se requiere o su dificultad. Así, cuando tengas que iniciar siempre sabrás cuáles son los pendientes que necesitan ser atendidos primero. Es mucho más fácil iniciar las actividades como si fueran una receta hacia el éxito de un buen día.

Si te sientes atorado pide ayuda

Quizás eres de las personas que les gusta sentirse en control de las situaciones y no tener que depender de otras personas, pero la verdad es que somos seres dependientes de alguna forma u otra. Si sientes que estás en una situación en la cual necesitas ayuda, pídela. No lo pienses mucho. Hasta hace un poco logré entender finalmente que pedir ayuda es algo sabio. No podemos andar por el mundo pensando que podemos hacer cualquier cosa, porque no es cierto. Habrá cosas que podrás o no hacer, y no hay nada de malo en pedir ayuda.

Si estás cansado descansa

El cuerpo que tenemos es nuestro único verdadero cómplice para poder hacer cualquier cosa que necesitemos hacer, o al menos hacer el intento. ¿Pero qué pasa cuando pasamos por alto el cansancio que hemos afligido sobre él? Cuando nos cansamos, disminuye el desempeño de nuestro cuerpo, tanto físicamente como cognitivamente. Así que, cuando estés cansado, toma un descanso, tu cuerpo te lo agradecerá. 

Si no sabes cómo hacerlo, trata de hacer lo que sí sabes hacer

A veces nos pasa el efecto de la hormiga, se nos presenta un obstáculo y frenamos todo el proceso por él. Pero si no sabemos hacer algo de todo lo demás que tenemos en nuestra lista, podríamos pasarnos a lo siguiente. Hagamos aquello que realmente sí sabemos hacer y ya al final podemos regresar a atender el otro asunto pendiente. Esto ocurre cuando estamos presentando exámenes; nos encaramos con una pregunta que no la sabemos responder y perdemos minutos en ella cuando es mejor seguir con las que sí sabemos responder y después regresar a dedicarle tiempo a la otra.

Si crees poder hacer algo, lo más probable es que sí puedas

Cuando tenemos que hacer algo o crear y creemos que no podremos hay una mayor posibilidad de que no podamos con ello. Pero cuando iniciando con una mentalidad de "yo puedo", te sorprenderías de tus capacidades. Decir que podemos es un mantra que podemos decir cada vez que empecemos con una actividad nueva.

Espero que estos consejos te puedan ayudar a quitar ese bloqueo de creatividad y productividad. Me gusta ver mis mañanas como un conjunto de actividades, una lista en la que debo seguir los pasos para tener un día de éxito. Una vez que quitemos la barrera de la productividad, la creatividad fluye, sin duda alguna. 

Abraham Aragón